Formas no convencionales de financiar un negocio

3 formas no convencionales para financiar un negocio

Escrito por Nicolle Arroyave | mayo 2016

Iniciar un negocio es difícil. A muchos empresarios los detiene no tener el financiamiento necesario. Sin embargo, existen mecanismos no tradicionales para financiar un negocio.

A continuación te presentamos tres de ellos. Siempre antes de escoger un método de financiamiento, te recomendamos evaluar los beneficios y las desventajas de cada método, y cómo este influenciará tu negocio. 


  1. Tarjeta de Crédito

El financiamiento por medio de tarjetas de crédito, utilizado comúnmente por los propietarios para iniciar un negocio, tiene la ventaja que es de acceso fácil y pronto para dinero en efectivo, dado que el historial de crédito sea bueno.Sin embargo, tiene varios inconvenientes.

Generalmente está limitado en la cantidad de dinero disponible en base a la capacidad demostrada del prestatario para poder pagar el préstamo.

 

  1. Préstamos entre particulares (conocido en inglés como, peer to peer lending)

Los prestamistas peer-to-peer pueden incluir familiares, amigos e incluso extraños que están interesados en que tu negocio sea exitoso. Para este tipo de préstamos se pueden llevar a cabo acuerdos formales o informales.

Los beneficios principales son: acceso rápido a dinero en efectivo y flexibilidad en las condiciones de pago.

Esta fuente de financiamiento también pueden tener inconvenientes, como temas no comerciales y reembolsos no financieros que pueden quedar entrelazado con los préstamos. Por ejemplo, los préstamos de amigos y familiares pueden venir con las expectativas de empleo o productos gratis.

Otra fuente de crédito entre particulares es el mercado de préstamos sociales en internet. Los beneficios de las plataformas en línea de préstamos entre particulares pueden incluir un préstamo a tasas relativamente bajas para proyectos empresariales de alto riesgo y condiciones más flexibles que las ofrecidas por otras fuentes de crédito.

Sin embargo, se debe de tener precaución ya que se desconoce a la persona que prestará el dinero, y para utilizar estas plataformas, se deben hacer públicos detalles como la cantidad de dinero que se necesita. Otra desventaja es que este tipo de préstamos no generan un record crediticio con una institución financiera.

 

  1. Factoring

Factoring (también conocido como financiamiento de cuentas por cobrar) es uno de los más antiguos métodos de financiamiento de empresas. Factoring, en pocas palabras, es cuando una empresa vende sus cuentas por cobrar a una entidad financiera o "factor".

El factor maneja las transacciones, administra las cuentas, lleva a cabo evaluaciones de crédito y se ocupa de las recolecciones. Usualmente estos servicios pueden superar el 20% del valor nominal del crédito.

Los beneficios de factoring incluyen un acceso rápido a dinero en efectivo (por lo general dentro de los 10 días). Para muchos negocios en crecimiento es una buena opción, ya que el monto de cuentas por cobrar seguirá incrementando. Aunque puede ser conveniente, se recomienda no factorizar un monto muy alto de las cuentas por cobrar, ya que es un mecanismo caro de financiamiento.

¿Ya solicitaste tu tarjeta de crédito empresarial? Te invitamos a conocer más de los beneficios que puedes obtener con las tarjetas crédito empresariales de Banco Industrial.


 

Temas: Finanzas Empresariales

haz una cita con uno de nuestros asesores

Suscríbete al blog para recibir información semanalmente acerca de cómo llevar tu negocio al siguiente nivel