Temporadas bajas del negocio

¿Cómo sobrevivir a las temporadas bajas?

Escrito por Nicolle Arroyave | marzo 2016

Los negocios que tienen estacionalidad en sus ingresos, independientemente de su tamaño, deben asegurarse de tener capital ahorrado cuando llegan las temporadas bajas. Una temporada puede ser muy buena, pero al estar preparados para las bajas, los negocios no solo sobreviven sino que son exitosos. 


Un negocio estacional es el que está sujeto a meses buenos y meses malos, es decir, que están ligados a las condiciones del tiempo, costumbres, tradiciones o periodos que han sido definidos por la ley.

 Por ejemplo, para muchos comercios de ropa, calzado o alimentos, la época navideña puede ser la mejor temporada del año, a diferencia de los de salud, como los gimnasios, porque los consumidores se olvidan de ellos. Mientras que en enero, estos establecimientos recuperan su valor porque pasó la fiebre de las festividades y del consumo desmedido. O, por poner otro ejemplo, febrero, el mes del amor, es de mucho valor para floristerías y tiendas de regalos, dulces y chocolates.

En algunos casos, los negocios reportan que sus ingresos disminuyen hasta en un 80% durante las temporadas bajas. Estos baches en los ingresos son tan perjudiciales que pueden llegar a afectar enormemente la salud financiera de la empresa. Por eso, hemos preparado una lista de sugerencias para que sepas cómo sobrevivir a las temporadas bajas.

Crear líneas de negocios complementarios

Es esencial identificar en qué es bueno un negocio y qué hace bien. Estas habilidades te servirán para crear otros productos y entregar servicios diferentes o complementarios que suplan otras necesidades de los consumidores en las temporadas bajas.

Tener un presupuesto basado en el calendario

Muchas veces los negocios tienen sus gastos más altos justo antes de iniciar la temporada alta, y es posible que en ese momento no están preparados para realizarlos. Por ello, es recomendable planificar todos los gastos: cuándo inicia la temporada alta de ventas y cuándo es el mejor momento para comprar materia prima o contratar personal. De esa forma realizarán la asignación correcta del dinero cada mes.

Administrar el capital de trabajo

Este tema está muy relacionado con el aspecto anterior. Una sugerencia es pensar en formas diferentes de financiamiento para incrementar el capital de trabajo en temporadas bajas. Por ejemplo, pedir una línea de crédito a un banco o usar una tarjeta de crédito para comprar materia prima puede ayudar a no tener que realizar los pagos inmediatamente. Lo que debe evitarse es tener muy poco capital de trabajo para operar en el día a día.

Gastar, gastar, gastar

Un error que cometen muchos negocios es que gastan mucho en temporadas donde sus ingresos son bajos. Para sobrevivir en estas épocas es esencial minimizar los gastos, incluso los más pequeños, o aquellos que son considerados innecesarios.

Realizar promociones 

Las temporadas altas dan la pauta de cuáles son los productos o servicios que más interés generan en los clientes. Los artículos con mayor demanda que son promocionados a mejor precio pueden ayudar a generar ventas y atraer tráfico al comercio en las temporadas bajas.

¿Ya solicitaste tu tarjeta de crédito empresarial? Te invitamos a conocer más de los beneficios que puedes obtener con las tarjetas crédito empresariales de Banco Industrial.

Soluciones empresariales bi-credi

Temas: Finanzas Empresariales

haz una cita con uno de nuestros asesores

Suscríbete al blog para recibir información semanalmente acerca de cómo llevar tu negocio al siguiente nivel