Regresar a www.bi.com.gt

Cómo estudiar en Corea transformó mi vida

Cómo estudiar en Corea transformó mi vida.jpg
Escrito por Bi-Fácil

Todos tenemos sueños que queremos volver realidad, pero el secreto del éxito se basa en la disciplina y pasión con que demos cada uno de los pasos que dirigen nuestra vida.

Estudiar en el extranjero es la ilusión de millones de estudiantes que, todos los años, buscan una oportunidad para ser aceptados, ya sea para cursar una carrera o tomar una clase en una universidad del exterior.

Muchas veces, el miedo puede detenernos de alcanzar nuestras metas, pero esto no fue así para Mónica. Ella siempre quiso estudiar en Corea, aunque fuera solo por una temporada.

Los sueños se hacen realidad

La historia de Mónica empieza por un gusto particular por el idioma coreano. Desde pequeña sintió atracción por la cultura, música, arte y tradiciones del país asiático. Por eso, no se detuvo cuando comenzó a aprender el idioma.

A pesar de ser un idioma tan diferente y con diferencias marcadas, Moni, como la llaman sus amigos, logró ganar el primer lugar en una competencia internacional de oratoria en coreano.

Sin embargo, hablar el idioma, y conocer por fotografías y vídeos el país, no era lo único que esperaba. “Yo siempre quise más”, afirma Mónica, quien recién regresó después de meses de ausencia.

“Estoy muy feliz por haber alcanzado una meta que tenía desde muy pequeña. Conocí el país, y de paso hice varios amigos con quienes viajé durante unas semanas a Japón”, indicó.

Desde que volvió hace unas semanas, no ha dejado de recibir correos de sus nuevas amistades, con quienes han continuado conversaciones relacionadas con el curso que tomó en Corea.

“Es increíble, porque fueron dos meses intensivos en los que logré capacitarme en un área específica de mi interés y ahora tengo toda una red de personas alrededor del mundo que comparte estos intereses conmigo”, afirma.

"Esta experiencia transformó mi vida por completo, pues ahora estoy más segura de lo que quiero lograr con mi carrera y este curso de especialización fue justo lo que necesitaba", continuó.

El pequeño detalle

Mónica recuerda todo el proceso. “De primero tuve una entrevista, aquí en Guatemala, para optar por estudiar dos meses en Corea. Siempre los nervios, pero realmente tenía mucha esperanza en que se lograra”.

“Tuve que reunir toda mi papelería en un mes y solicitar un préstamo para sufragar algunos de los gastos en los que no tenía idea que iba a incurrir, pero que eran necesarios”, compartió.

Los dos meses que obtuvo en Corea incluían todos los gastos de traslado y certificación, pero no incluía los gastos de la visa que requería para poder realizar el transbordo en México y la alimentación.

“Al final, a pesar del estrés que hubo antes de irme, puedo asegurar que estoy más que satisfecha y que lo volvería a hacer mil veces. Además, conocí un montón de InstaSpots y personas súper interesantes”, comenta.

En Banco Industrial sabemos cómo solucionar los pequeños detalles que te detienen de llegar tan lejos como quieres llegar.

Si tú, como Mónica, también tienes el sueño de viajar a algún país, ya sea para estudiar o conocer, recuerda que con préstamos Bi-Fácil, de Banco Industrial, cuentas con las mejores opciones para financiar tus proyectos.

Bi-Fácil hace que tus metas sean posibles hoy. Haz clic aquí para solicitar tu préstamo Bi-Fácil y no dejes que el dinero sea un impedimento para alcanzar tus metas.

 New call-to-action

 

Categorías: Tus Metas

¡Queremos escucharte!