Blog Bi

¡No te pierdas nuestro nuevo contenido!

Suscríbete al Blog Bi y recibe mensualmente las noticias más relevantes en tu correo.

Gracias por suscribirte a nuestro blog

Soluciones Empresariales • ebi

Compartir:

Pago online vs. offline: ¿Cuál necesita tu negocio?


En un negocio es fundamental contar con métodos de pago flexibles, confiables y seguros para que los compradores no duden en adquirir tus productos o servicios. Sin embargo, es esencial conocer qué modalidad es más conveniente para tu tienda en línea porque esto evitará que los clientes tengan dificultad al finalizar el proceso de compra.

Cuando nos referimos a métodos de pago, podemos clasificarlos en dos grupos: online y offline. Cada uno brinda grandes beneficios para los negocios, tanto si ofreces productos o servicios mediante las redes sociales o en una página web. A continuación, te compartimos en qué consiste cada uno para que analices cuál te conviene más.

 

Métodos offline

Estos se gestionan sin necesidad de utilizar una conexión a internet, como el uso de dinero físico o POS para tarjeta de crédito o débito. Una de las modalidades más comunes es el pago contra entrega cuando se ofrece envío a domicilio. Como su nombre lo dice, este consiste en que el cliente pague en efectivo al recibir su compra. También podemos mencionar los depósitos bancarios y el pago con cheque.

 

Una de las ventajas de esta modalidad de pago es que resulta ser confiable y amigable para la mayoría de usuarios. Llegarás a un público más grande, pues no todos se sienten tranquilos al compartir los datos de su tarjeta, no requiere que tus clientes tengan tarjetas de crédito o débito y el proceso es fácil. Los métodos offline siempre estarán dentro de los más populares, así que es recomendable que no te deshagas de ellos si no quieres limitar tus ventas. 


También podría interesarte: ¿Es momento de empezar a vender en línea?

 

New Call-to-action

 

Métodos online

Una de las mayores ventajas de los métodos de pago online es que puedes vender sin importar el horario y la distancia. Por ejemplo, si un cliente ingresa a tu tienda en línea o página web a las 3:00 a. m. y se interesa por uno de tus productos, podrá comprarlo de manera inmediata. 

 

Podemos dividirlos en dos categorías:

 

Métodos de pago semiautomáticos

Puedes cobrar con un link de pago, en el que tú mismo podrás generar el enlace y enviárselo directamente a tus clientes a través de cualquier plataforma de mensajería instantánea. Al recibirla podrán ingresar los datos de su tarjeta de crédito o débito y, ¡listo!

 

La transferencia bancaria es otro de los métodos de pago más utilizados, pues tienen el respaldo de las entidades bancarias al depender directamente de ellas. Dentro de sus principales ventajas están: la confianza que inspira en los clientes, la familiaridad y la seguridad al seguir los protocolos de protección de datos.

 

Métodos de pago automáticos

El botón de pago permitirá que tus clientes realicen sus compras utilizando una tarjeta de crédito o débito. Esto te brinda la oportunidad de abrir las puertas al mercado internacional sin importar en dónde resida el cliente o en qué moneda quiera pagar. Es decir, si eres dueño de una floristería, una persona de Estados Unidos podrá pagar por un arreglo y enviarlo a un familiar en Guatemala. 

 

Para hacerlo posible solo necesitarás agregarlo a tu negocio digital. Después que tus clientes naveguen en el sitio, seleccionen lo que adquirirán y den clic en “pagar”, podrán ingresar los datos de su tarjeta y seleccionar la dirección de envío.

 

Los métodos de pago offline como el online son excelentes opciones, pero dependerá de factores como las necesidades de tu negocio y la preferencia de los clientes. Este último punto es la razón por la que ofrecer diferentes metodologías de pago es clave para incrementar las posibilidades de venta.

 

Con ebi podrás implementar el método de pago que mejor te convenga. Si deseas más información, haz clic en la imagen de abajo y un asesor se pondrá en contacto contigo. 

 

New Call-to-action

 






Soluciones Empresariales • ebi

Compartir:

Artículos relacionados