Regresar a www.bi.com.gt

Nutrición para el adulto mayor

10_ABRIL_NUTRICION_PARA_EL_ADULTO_MAYOR.jpg
Escrito por Salud Siempre

La alimentación cambia para cada etapa de nuestro crecimiento. 

Sería imposible que siguiéramos tomando leche materna toda la vida. El cuerpo demanda distintos nutrientes de acuerdo a la edad.

En el caso de los ancianos las cosas se ponen complejas ya que se deben compensar los nutrientes perdidos a lo largo de los años en un organismo que va perdiendo su capacidad para consumir, absorber y procesar todo.

Si estás aquí porque escribiste en el buscador “dieta adulto mayor”, “nutrición adulto mayor” o “alimentación adulto mayor”, entonces vas por buen camino ya que aquí te diremos qué y cómo se debe comer después de los 60 años de edad.

Proteínas

Una quinta parte de la dieta debe estar compuesta por proteínas pero no se debe abusar de la carne. Las verduras y la carne son la mejor opción.

La proteína es básica, pues le da al adulto mayor la energía para evitar fatiga y para reforzar su sistema inmunológico, lo que estrechará la puerta hacia las enfermedades.

Los lácteos son importantes pero con moderación. Alimentos como la leche y el yogurth son una fuente natural de calcio para evitar la osteoporosis. Prefiere aquellos deslactosados.

Carbohidratos

Al menos la mitad del consumo deben ser carbohidratos.  

Los encuentras en frutas, cereales, pastas y legumbres. Generalmente están llenos de fibra, lo cual aporta al buen funcionamiento del sistema digestivo.

Grasas

Los alimentos grasos deben componer una cuarta parte del consumo total, aunque no se debe abusar de ellos ya que tienen un impacto sobre el sistema cardiovascular.

Procura que consuma aceite de oliva y que la grasa que se consuma sea monoinsaturada, es decir que tenga menos peso de “grasa mala” y más de “grasa buena”. 

Vitaminas y minerales

Es común que los adultos mayores tengan una deficiencia de vitamina D, que se adquiere con el sol. En caso de que su movilidad no les permita tomar 10 minutos de sol al día, debe aumentarse la ingesta de vitamina D, incluida en leche y huevo.

Además, las vitaminas que más deben consumir son A,B y C.

Algunos de los alimentos que las contienen son:

Vitamina A: Mandarina, ciruela, zanahoria, espinacas, acelgas y lácteos

Vitamina B:  Melocotón, coliflor, maíz, arroz, frutos secos y carne de cerdo.

Vitamina C: Fresa, naranja, limón, manzana y pimiento.

Y es que desde la dentadura hasta el colon, el aparato digestivo se deteriora a distintas velocidades de acuerdo al trato y la dieta que le hayamos dado, por eso es importante considerar una dieta especial para la etapa de plenitud.   

New Call-to-action

Categorías: Tu salud

¡Queremos escucharte!