Regresar a www.bi.com.gt

Haz comidas saludables en vacaciones para tus niños

9_MAYO_LA_ALIMENTACION_DE_LOS_NINOS_EN_ESTAS_VACACIONES.jpg
Escrito por Salud Siempre

Llegaron las ansiadas vacaciones, nuestros hábitos alimenticios sufren cambios y esto se acentúa con los niños, pues es más fácil que se despreocupen por lo que comen.

La alimentación sana en casa juega un papel muy importante en la etapa de desarrollo, pero durante las pausas de la rutina se corre el peligro que merme la importancia que la damos.

Son días en que los padres y sobre todo los niños desdibujan la rutina. Desde la hora para dormir y levantarse, hasta el momento en que consumen los alimentos.

Por ello es clave que los padres accionen para no sufrir las consecuencias de una descompensación o enfermedad y cuenten con recetas saludables fáciles a fin de proporcionar una buena alimentación para niños en vacaciones.

La creatividad es primordial para mantener el balance nutricional, así que aquí te dejamos algunos consejos: 

Todo al alcance: Ten a la mano fruta de temporada lista para comer. Compra galletas integrales, quesos frescos y embutidos pequeños como salchicha tipo cocktail y jamón. Eso hará que consuman comida de mejor calidad a deshoras.

Respeta los horarios: En la medida de lo posible respeta los horarios habituales de comida. Si los pequeños quieren dormir más horas, haz que desayunen algo antes de las 10 am y que luego continúen si quieren. 

Agua natural es lo único que hidrata: No tengas a su alcance refrescos o jugos artificiales, sino al contrario, ten disponible una gran jarra de agua natural para que ellos puedan consumirla cuando les dé sed.

Involúcralos en las decisiones: Si los niños se involucran de manera divertida en la preparación de los alimentos, los consumirán con mayor facilidad. No tiene que ser en las etapas de fuego, sino tal vez al momento de adornar y servir. 

Restringe el azúcar: Los dulces deben ser moderados y sólo en ciertos instantes del día, pero nunca sustituyendo los alimentos. 

Da más tiempo a la comida: Al no existir presión por llegar a tiempo a la escuela, es posible ofrecer comidas saludables en vacaciones que lleven más preparación. 

Que coman más y mejor: Para los niños es insuficiente las tres comidas al día, así que prepara refrigerios para que consuman entre estos periodos. Éstos deben tener al menos los tres grupos de alimentos como frutas, leguminosas y de origen animal, además de ser atractivos a la vista y gusto.

En caso de que salgan de vacaciones o excursión lleven barras energéticas, cereales o frutos, además de agua natural.

Antes de consumir alimentos preparados en la calle verifica que tengan las medidas de higiene adecuadas para no arriesgarse a una enfermedad gastrointestinal.

El disfrute de las vacaciones no significa abstenerse de comidas saludables en casa, sino de saber elegir calidad y organizarse en cantidad.

New Call-to-action

Categorías: Tu salud

¡Queremos escucharte!