Blog Bi

¡No te pierdas nuestro nuevo contenido!

Suscríbete al Blog Bi y recibe mensualmente las noticias más relevantes en tu correo.

Gracias por suscribirte a nuestro blog

BIENESTAR FINANCIERO • Crédito Bi

Compartir:

Solicita un préstamo personal que se ajuste a tu presupuesto


Estás pensando solicitar un crédito personal, pero ¿no tienes la seguridad de que tus ingresos sean suficientes? ¡No entres en pánico! La solución es aprender a calcular cuánto pedir para que el préstamo se ajuste a tu presupuesto.

 

Una decisión apresurada puede traerte grandes desafíos si no tomas las medidas adecuadas para cuidar tus finanzas. Por eso, analiza tu capacidad de pago y ordena tu presupuesto. 

 

Ten claro cuánto necesitas

Un error común al solicitar un préstamo es calcular mal cuánto necesitas. Ya sea que lo quieras para consolidar deudas o para un proyecto personal, lo primero es conocer bien la cantidad. A este, podrías incrementar un 5 % por cualquier situación inesperada, pero procura no aumentar más para no elevar demasiado la deuda.


Lee también: Test para determinar si necesitas un préstamo personal

 

New call-to-action

 

Calcula tu capacidad de endeudamiento 

Si ya sabes cuánto necesitas, considera tu capacidad de endeudamiento. Esto se refiere al límite mensual que puedes destinar a pagar una nueva deuda sin perjudicar tu presupuesto.

 

Para calcularlo, primero conoce cuáles son tus gastos fijos y variables. Con esos datos, utiliza esta fórmula: 

 

(Ingresos mensuales - gastos fijos y variables) x 0.4

 

Por ejemplo, si tus ingresos mensuales son Q 5,000, tus gastos fijos  Q 2,000 y los variables Q 1,500, el máximo que podrás pagar mensualmente será Q 600. El pago mensual de tu crédito no podrá exceder esos Q 600.

 

Si te das cuenta, el límite de endeudamiento no es todo el dinero que te queda luego de restar tus gastos y esto es porque necesitas un margen para imprevistos. 

 

Recorta tus gastos

Sabemos que la forma ideal de incrementar tu capacidad de pago es diversificar tus ingresos, sin embargo, no es la más fácil. Por esta razón, la solución es recortar gastos. Revísalos, sobre todo los variables, para evaluar cuáles disminuir o eliminar. No se trata de privarte, sino identificar dónde puedes estar gastando de más y corregirte.

 

Lee también: Las 5 C para obtener la aprobación de un crédito

 

Estos tres pasos son la clave para solicitar un préstamo de acuerdo a tu presupuesto y no arriesgarte a un sobreendeudamiento. Conocer tus posibilidades y planificar acorde a ellas es la base de una buena salud financiera.

 

Si ya estás decidido a solicitar un préstamo personal, es hora de contar con un Crédito Bi y dar el primer paso hacia la vida que quieres. No lo pienses más, haz clic en la imagen y solicita más información para iniciar con tu solicitud.

 

New call-to-action

 






BIENESTAR FINANCIERO • Crédito Bi

Compartir:

Artículos relacionados